HistoriaDelTraje

Cátedra: Lic. Alfredo Marino

Pensamiento Racional Pragmático

Roma

Recorrimos aquellos elementos de la cultura romana que se desprenden de los valores idealistas griegos, en el caso del teatro el pasaje de la tragedia clásica griega al teatro romano, mundano y espectacular.

Del hemiciclo griego se pasa al anfiteatro en Roma. El Coliseo construcción de este tipo aprovecho las posibilidades que brindaba el arco de medio punto.

El coliseo 

Este sistema constructivo se destaco en esta cultura y demostró el pragmatismo de la sociedad romana.

El arco de medio punto, su práctica constructiva y el deseo de monumentalidad encontró en el Panteón su gran punto de materialización.

El Panteón de Agrippa 

Ver especialmente Roma en: Teatro Universal

La película "Gladiador" (2000) de Ridley Scott aprovechando una fisura histórica, recrea uno de los momentos en que el Imperio Romano comienza a declinar. Marco Aurelio muere y la historia no puede afirmar cual fue la causa de su deceso, bien podría haber sido muerto por su hijo Cómodo.

El filme nos permite ejemplificar respecto al racionalismo puesto al servicio de la estrategía para vencer a los bárbaros. las invenciones de máquinas letales, la uniformidad, la fuerza organizada que produjo el importante crecimiento y la ampliación de poder sobre gran parte del mundo.

Con la batalla inicial apreciamos el tratamiento que aún hoy se le da a los Bárbaros, pueblos que fueron desplazados de sus tierras y que quedaron en la historia como barbaros primitivos y sin cultura que se enfrentaban a los "buenos".

Fragmento de Gladiador de Ridley Scott 

Análisis de Gladiador y 300

Imagen interior del Panteón de Agrippa

Panteón 

Arco de Constantino

arco de constantino  

Imágenes que vimos en clase y que nos ayudan a comprender el pragmatismo romano.

El acueducto de Segovia

acueducto

La columna trajana

columna trajana

Y recordamos el valor que también consiguieron este tipo de esculturas "ecuestre" en la representación de los grandes héroes latinoamericanos.

Escultura ecuestre de Marco Aurelio

marco aurelio

para leer un poco más, aquí respecto la arquitectura romana

La joyería en Roma

por Luciana Finkielszotyn

Pensamiento racional pragmático en roma:

 

 

Para los romanos, la idea de monumentalidad formaba parte de su ideal.

"Algo es verdadero solo si es útil y sirve para algún fin"; esta era la filosofía de pensamiento romano. Es con esta mentalidad que los romanos crean su sociedad.

Tal era el punto de la búsqueda por la practicidad que, como se creía que el amor disminuía la capacidad de pensamiento racional, era visto como algo ridículo.

Otro ejemplo que muestra el pragmatismo romano, es el hecho de que hayan tomado las mismas deidades griegas y simplemente hayan adaptado los nombres a su forma de escritura y lenguaje.

Los romanos absorbieron mucho de la cultura griega, modificándola para que se adapte a sus necesidades.

El gran imperio romano sufre una división debido a la falta de control por la extensión de su territorio. Este cubría Grecia, llegaba hasta la península itálica, los Balcanes, países nórdicos, África y más. Se considera esta expansión como el primer proceso globalizador.

Se divide en el imperio romano de occidente y el imperio romano de oriente.

El imperio romano de occidente, se crea en el año 30 A.C. y cae en el 476 D.C. dando comienzo a la edad media.

En 1453 D.C. cae el imperio romano de oriente, dando fin a la edad media.

 

En Roma, la joyería y los elementos de embellecimiento personal, solían tener una gran importancia. Se trata de peines, agujas para pelo, aros, anillos, collares, recipientes para perfumes y ungüentos, en materiales como hueso, marfil, cerámica, bronce y otros más. La joyería principalmente era materializada en oro, plata, pasta vítrea, con inclusión de piedras preciosas y perlas.

Se debe distinguir en la conformación de las piezas, la materialidad específica para cada estilo de objeto: bronce y pasta vítrea para los anillos -engarzados con piedras como cornalina, crisolita, azabache, ágata u otras gemas-, y oro y pasta vítrea para los brazaletes. Para los collares, se solía acompañar el oro con granates, esmeraldas, amatistas, perlas, entre otras.

Todas las castas utilizaban esta clase de objetos. Un factor que solía determinar la posición social era el tratamiento del cabello. El peinado y las joyas utilizadas en los cabellos, mientras más intrincados, más alta era la clase a la que se pertenecía.

En esta sociedad se encuentra al primer ejemplar de anillo con la intención de ser anillo de casamiento. Comenzó siendo un anillo de hierro simple que se entregaba como símbolo de del ciclo de la vida y de la eternidad, actuando como promesa pública de cumplimiento del contrato matrimonial.

La joyería era utilizada por ambos hombres y mujeres. El uso de joyería masculina era puramente pragmático, por necesidad. Solían llevar un solo anillo, cuya función era de sello para documentación oficial. Se lo materializaba en hiero, pero luego comenzó a hacerse en oro, para marcar status y permitía copiar mejor el grabado del sello.

 

En tumbas, se ha encontrado evidencia de la utilización de hasta 7 piezas de joyería por brazo, usualmente de a pares. Se han visto redes para el cabello hechas en hilos de oro, con perlas y piedras. Para la mujer, la joyería era la única forma de separarse por casta, ya que su vestimenta no variaba como la de los hombres, según nivel social. Es así como, tanto peinados como elementos de joyería eran necesarios para diferenciarse del resto.

 

Se debe destacar, que muchas de las técnicas empleadas por los romanos para generar engarces, cierres, y terminaciones, siguen siendo utilizadas por los diseñadores hoy en día, debido a su practicidad. Muchas piezas de bijouterie de moda, de empresas grandes -cuyo fin es abaratar costos en grandes escalas de producción- emplean estas morfologías ya que, gracias a su simpleza y efectividad, logran explotar la funcionalidad al máximo, y simplificar diseño y producción de los productos, aumentando la ganancia en la venta.

 

Se analizará según clase de pieza.

 Anillos

imagen 1

 

 En la imagen superior se observa un anillo de oro, perteneciente al siglo III -IV A.C.

Se puede observar en el cuerpo del anillo, como éste se conforma por 5 hilos, de los cuales dos (los externos) han sido tratados en forma de pequeñas perlas -se asume por trabajo de lima-, otros dos (segundo borde interno) fueron colocados cuadrados, y el central fue doblado en forma de "U", generando una guarda que aporta belleza por la inclusión de aire en el diseño, dando además, altura a la cinta. Se engarza una piedra de talla cabuchón, tallada con la imagen de un animal de pie. Sus dimensiones son de 29x24 mm. Este anillo en un modelo de sello.  Las tallas en las piedras es algo muy visto en joyería romana, también denominadas camafeos, cuyos motivos principales son figuras humanas -perfiles o escenas heroicas-.

En la imagen superior se observa un anillo de sello de oro, perteneciente al siglo III A.C. Es de forma redonda, de cinta ancha, decorada con alambres torcidos en la circunferencia de los bordes y el engarce. Se ve engarzado al frente, un camafeo de cristal oscuro que muestra dos bustos encontrados. A los lados del engarce se ve decorado con gránulos de oro, realizados y soldados a la pieza con la técnica de granulado y soldadura coloidal. Sus dimensiones son de 24x24 mm.

 

Se debe destacar la diferencia de las cintas del cuerpo en ambos anillos, las diferentes técnicas empleadas, muy ricas y complejas, como el granulado o el soldado de hilos doblados y enroscados.

 

 imagen 2

 En la imagen superior, se observa un anillo de oro, perteneciente al siglo III A.C. Está formado por una cinta plana cuyos extremos están traslapados, esto quiere decir, que se superponen, permitiéndole al anillo cambiar de diámetro, alterando su tamaño, un sistema de anillo regulable utilizado en la actualidad. Se observa esta clase de resolución en piezas de bijouterie actuales, sistema que permite realizar un tamaño de pieza estándar, y permitir que el usuario agrande o achique el tamaño de esta según su necesidad.

Al frente se ve engarzado un cristal claro en forma de talla cabuchón, donde, en el bisel que sostiene la piedra se soldó un alambre torcido en forma de espiga. Sus dimensiones son 20x23 mm.

 

 

 

En la imagen superior se observa un anillo de bronce con un carnelian tallado, junto a su negativo, Pertenece al siglo III A.C. En la piedra se ve tallado al busto de Helios, dios del sol, con rayos solares naciendo detrás de su cabeza -su rasgo distintivo-.

El cuerpo del anillo tiene unas decoraciones en relieve, simples de manera longitudinal. Sus dimensiones son de 20x18 mm.

  

En la imagen superior se observa un anillo de bronce y granate, con su negativo al lado. Pertenece al siglo I A.C. Se trata de un anillo en forma de aro, redondeado, que se amplía en la cúspide y forma el bisel para engarzar el granate; éste, tallado con la imagen de la diosa Minerva, sosteniendo una lanza y un escudo en su espalda; diosa de la sabiduría, las artes y las técnicas de guerra, protectora de Roma y patrona de los artesanos.

Sus dimensiones son de 21x24 mm.

imagen 3

 

En la imagen superior se observa un anillo de oro con granate y su negativo. Debe destacarse la similitud entre esta pieza y la anterior. También perteneciente al siglo I A.C. En esta pieza, a pesar de su morfología, que parece igual a la de la pieza anterior, se debe destacar el hecho de que esta es hueca -debido a su materialidad-. En forma de aro y redondeado en su exterior, en su cúspide, se agranda el cuerpo generando un bisel para sostener el granate tallado que posa sobre éste. La talla muestra un busto femenino, de perfil, con el cabello recogido en la base de la nuca. Sus dimensiones son de 20x16 mm.

 imagen 4

 

En la imagen superior se observa un anillo de cristal o pasta de vidrio, elaborado en vidrio color ámbar, en el cual se ha incrustado un cristal verde. Pertenece al siglo II A.C. Sus dimensiones son de 23x23 mm. La artesanía en vidrio romana, se debe a la los sirios y la introducción del vidrio soplado. El soplado se realizaba con una barra hueca de hierro de 1,5 m que tenía en un extremo una boquilla y en el otro un resalte en el que se colocaba pasta de vidrio a altas temperaturas. Se soplaba por la boquilla, ya sea en estilo libre o dentro de un molde y se lo manejaba con pinzas para modelarlo a gusto del vidriero. Se le podían hacer incrustaciones, como se ve en este caso, o luego de estar ya frío, adosarle otras piezas de vidrio. Se debe destacar una técnica romana llamada millefiori, que trata de fundir barritas de vidrio de distintos colores, juntas en una sola pieza que se cortaba transversalmente en pequeños cilindros  de forma parecida a diminutas flores con pétalos redondos; estas se engarzaban en piezas de joyería como decoración, fundiéndose en otras piezas de pasta de vidrio, o como gemas, con biseles como se vio en las otras piezas.

 

En la imagen superior se observa una cuenta realizada en vidrio con la técnica de millefiori -mil flores- utilizadas en collares o pendientes colgantes.

 

 

 

Aros:

 

 magen 5

 

En la imagen superior se observa un par de aros pertenecientes al siglo II A.C. hechos con alambre de oro de sección rectangular enroscado. Debe destacarse el sistema de cierre de esta pieza; se trata de -realizado con el mismo trozo de hilo con el que se realiza la pieza entera- un borde afinado limado en forma de pasante, el que atravesará el lóbulo, y el otro extremo aplanado y doblado en forma de círculo, generando el lugar en donde el pasante en forma de gancho se sujetará. La piedra, un granate en forma de gota, se monta sobre una base soldada al sector doblado en forma de círculo. Este sistema de cierre se sigue utilizando en la actualidad en piezas de bijouterie, habiéndolo actualizado o complejizado a nivel diseño levemente para adaptarlo a la moda de hoy. Sus dimensiones son de 23 mm. de diámetro.

 

En la imagen superior se observan tres aros de oro, pertenecientes al siglo II-III A.C. Están formados con hilo de oro macizo, y en el punto colgante, se los decoró con gránulos. Su diámetro es de 22 mm. Se debe destacar el sistema de pasante, en el mismo cuerpo del aro, se generó un corte que forma el alfiler que atravesará el lóbulo. Sin ganchos ni terminaciones, un sistema simple y efectivo; pureza en su esencia máxima.

 imagen 6

 

En la imagen superior se observa un par de aros de oro pertenecientes al siglo II-III A.C. Estos consisten de una trenza formada por dos hilos de oro que han sido torcidos en direcciones contrarias y luego soldados entre sí. Se martillaron sus extremos juntos para formar un solo hilo redondo y generar así el pasante que atraviesa el lóbulo. Un extremo forma el lazo que atraviesa la oreja y se engancha en el otro extremo, que se ha doblado en forma de lazo, enroscado sobre sí mismo para dar una mejor terminación. Su diámetro es de 22 mm.

 

En la imagen superior se observa un par de aros de oro pertenecientes al siglo II-III A.C. El sistema de colgado y cierre de esta pieza es igual al de las anteriores, un hilo doblado, en un extremo el pasante, en el otro el gancho donde el pasante se sujeta. Tiene una pieza central soldada, embutida con forma convexa con un detalle de granulación en el centro y de decoración por medio de lima y cincelado en el borde. Cuelga un pendiente conformado por un tubo charnela de oro cuyo extremo tiene una pirámide hecha en gránulos de oro y una argolla hecha en chapa de oro doblada y soldad en el extremo superior a través de la cual cuelga del hilo pasante. Su longitud es de 35 mm. desde el cirre hasta el fin del colgante.

 

 

Colgantes y dijes:

 

imagen 7

 En la imagen superior se observa un dije de oro y carnelian (con su negativo al lado) tallado perteneciente al siglo II A.C. En la gema se observa una talla que representa a dos victorias de pie, con guirnaldas en la mano y un altar en el centro. Estos dijes se llevaban como amuleto. De pequeño tamaño -16x15 mm. en este caso- se debe destacar la destreza del grabado en la gema.

En la imagen superior vemos otra clase de dije, en oro y con una cuenta de vidrio. Se ve al vidrio engarzado con oro, por medio de un hilo que atraviesa a la cuenta, soldado al cabezal granulado y con el pasa cadenas, que en su extremo inferior, se dobla en forma de rulo para generar un tope mas ancho que la luz de la perforación del vidrio. Sus dimensiones son de 28x11 mm. 

imagen 8 

 En la imagen superior se observa un collar corto, a la base del cuello, elaborado en plata con monedas remachadas como colgantes. El hilo que conforma a este colar es de sección cuadrada retorcido. En su construcción se generó un sistema de cierre similar al visto en los aros, un extremo limado y doblado en forma de anzuelo, y el otro limado y doblado generando un círculo en donde el anzuelo se engancha. Un método simple, limpio y efectivo, fácil de realizar y que hoy en día se sigue empleando. La monedas tienen imágenes de Césares. Se les remacho un recorte de chapa que actúa como pasa cadenas, una solución sencilla y rápida.

 

Brazaletes:

 

En la imagen superior se observa un par de pulseras de plata pertenecientes al siglo I-II A.C. Estas fueron fundidas en un molde circular, se les hizo un corte, se aplanaron los extremos aplanándolos, y se les dio una intención de figura animal, meramente decorativa. Se solía apilar varias de estas en ambos brazos, tanto de plata como de oro y bronce. Sus dimensiones son de 65x58 mm.

 

Luciana Finkielstoyn


 

Bibliografía:

 

  • Sitio web: http://www.raulybarra.com/museos/joyeria_romana/, citado el día 16/04/2013.
  • Escarpa, Alejandro (2000). Historia de la ciencia y de la técnica, volúmen 5, Tecnología romana. Recuperado de http://tinyurl.com/cq9aebt
  • Sitio web: http://www.historialuniversal.com/2010/07/imperio-romano.html , citado el día 16/04/2013.